Comunicado 015/2020

La Comisión de Derechos Humanos del Estado de Puebla (CDH Puebla) realizó la conferencia "Cateos y visitas domiciliarias ilegales", impartida por la Lcda. Verónica Itzel Nava de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).

Inicialmente la ponente resaltó que la ética debe ser un principio aplicado por los agentes de Estado en el ejercicio de las funciones policiales y esta debe persistir en todas la esferas de actuación de todo ser humano, como: la esfera pública que refiere al ejercicio de las actuaciones necesariamente visibles que se llevan a cabo; la esfera privada que indica las actuaciones que podrían ser observables por la falta de cautela; y la esfera íntima, la cual no puede ser tocada y tiene que ver con la protección al derecho de integridad personal desde el punto físico, emocional y psicosocial.

Con base en esto, durante la diligencia de cateo la seguridad ciudadana debe tener como objetivo central respetar el derecho a la dignidad humana además de asegurar el respeto al derecho a la integridad personal, derecho a la privacidad e intimidad, derecho a la inviolabilidad del domicilio y derecho a la legalidad y seguridad jurídica; el incumplimiento de estos derechos puede incurrir en el abuso de autoridad, allanamiento de morada, tortura o malos tratos.

Como organizaciones de protección de los derechos humanos, las comisiones estatales y la Comisión Nacional de los Derechos Humanos tienen la responsabilidad y compromiso de que dichas acciones que realizan los servidores públicos que integran las instituciones de seguridad pública en la investigación de conductas delictivas, se lleven a cabo correctamente sin la violación de los derechos humanos de los individuos.

A la conferencia asistieron representantes del Desarrollo Integral de la Familia (DIF) Municipal de San Andrés Cholula; Instituto Estatal de Educación para Adultos (IEEA); Fiscalía General del Estado (FGE); Secretaría de Salud del Estado de Puebla (SSEP) ; Hospital General de Cholula; así como representantes de las organizaciones: Semillas de Felicidad; además de estudiantes y catedráticos de la Universidad Alvart; Universidad Centroamericana; Colegio Universitario; Facultad Libre de Derecho de Tlaxcala; Colegio Minimalista de Ciencias Penales (COMCIPE); y la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP).